’Cuando nos hablan del final de los tiempos imaginamos algo terrorífico, en realidad, el final de los tiempos es algo tan hermoso, al igual que, después de un día de trabajo, vemos la puesta del sol y pensamos en lo agradable que es tener una noche de descanso que nos permita recuperar nuestra energía para […]

’Cuando nos hablan del final de los tiempos imaginamos algo terrorífico, en realidad, el final de los tiempos es algo tan hermoso, al igual que, después de un día de trabajo, vemos la puesta del sol y pensamos en lo agradable que es tener una noche de descanso que nos permita recuperar nuestra energía para iniciar un nuevo día. La diferencia es que los tiempos son un poco más largos; sin embargo, es lo mismo. No es que sea el final del mundo y se acabe todo como la gente cree, es solo el final de un ciclo. Igual que un año cósmico, un día cósmico o un mes cósmico’.

Gerardo Schmedling Torres

Escuela de Magia del Amor